Gracias por suscribirte.
¡Oh!¡Qué buenas noticias!
¡Gracias por suscribirte a nuestro newsletter!
Esperamos que disfrutes nuestros artículos tanto como nosotros lo hacemos escuchando a tu piel.
Fallo
Suscríbete
a nuestro newsletter
INTERESES
  • Tu piel
  • Belleza
  • Tendencias
  • Estilo de vida
  • Nosotros
*Rellena los campos obligatorios
*Email incorrecto
Gracias por tu consulta.
Estamos ansiosos de escuchar todo aquello que tu piel y tú necesitáis contarnos.
En breve responderemos a todas tus inquietudes.
¡Muchas gracias por hacer tu consulta!
Fallo
Te escuchamos
más que nunca,
¡Pregúntanos!
*Rellena los campos obligatorios
*Email incorrecto

Adolescentes y acné

15 Diciembre 2013
INICIO | TU PIEL

Aquellos que convivimos y estamos cerca de adolescentes, sufrimos casi prácticamente todos sus males y, cómo no, uno de los peores en esta etapa es el acné.

En este caso, no lo sufrimos directamente, aunque la patología puede continuar incluso una vez finalizada la etapa de la pubertad, pero sí que podemos sufrir los cambios de estados de ánimo que produce en nuestros jóvenes, ya que empeora su imagen física, afectando también a su autoestima.

Por eso, es muy importante que evitemos los cambios de humor y empeoramiento de la piel de nuestros adolescentes, y conseguir que continúen felices a pesar de sufrir esta patología. Sólo necesitaremos seguir unos sencillos pasos. Pero antes deberéis saber algo más sobre el acné.

¿Qué es el acné?

El acné más frecuente que sufren nuestros adolescentes es el acné vulgaris (que significa el más frecuente) y suele aparecer en la cara, el cuello, los hombros, la parte superior de la espalda y el pecho.

¿Cómo se produce?

Los folículos capilares de la piel más conocidos como poros, contienen las glándulas sebáceas, y éstas producen sebo, que es la grasa que lubrica el pelo y la piel.

El cuerpo, al madurar, ordena fabricar a las glándulas sebáceas más cantidad de sebo. Pueden volverse hiperactivas y si, además, hay un exceso de sebo y demasiadas células dérmicas muertas, los poros se obstruyen.

Entonces es cuando las bacterias (especialmente las de la especie Propionibacterium acnes) quedan atrapadas dentro de los poros y provocan que la piel se hinche y enrojezca, apareciendo el temido acné.  

Un punto blanco aparece cuando el poro se obstruye, se cierra y sobresale a la superficie de la piel. La espinilla o punto negro es cuando un poro se obstruye pero permanece abierto, pudiéndose oscurecer la capa superior.

Los granos aparecen cuando la pared del poro se abre, permitiendo que el sebo, las bacterias y las células de piel muertas se abran paso bajo la piel.

Los quistes son los poros obstruidos que se abren en capas más profundas de la piel. Pueden dar lugar a nódulos, que son bultos infectados o quistes de mayor tamaño que los granos y que pueden ser dolorosos. A veces, los quistes de gran tamaño que parecen acné pueden ser forúnculos provocados por infecciones de estafilococos.

También te puede interesar: Cómo quitar las manchas del acné y sus marcas

Consejos para combatir el acné

- Visitar al dermatólogo. Como el acné es una enfermedad bacteriana necesitaremos un tratamiento médico. Los tratamientos suelen ser tópicos, pero para aquellos acnés más severos podremos necesitar una medicación vía oral.

- Higiene facial 2 veces al día. Se recomienda realizar una limpieza facial mañana y noche con la ayuda de una espuma sin jabón, con agua tibia y de manera suave, ya que si frotamos demasiado podemos empeorar el acné al irritar la piel y los poros.

- Productos oil free o “no grasos”. A la hora de elegir los maquillajes, cremas hidratantes, cremas de protección solar, etc., escoge aquellos que no sean grasos para no favorecer la aparición del acné. Es fundamental realizar una buena  higiene facial que elimine el maquillaje totalmente y evite, así, que los poros se obstruyan.

- Productos enriquecidos con ácido salicílico. Os recomendamos aplicar aquellos productos que posean una formulación enriquecida con ácido salicílico ya que ayuda a  prevenir y a tratar el acné. Al principio del tratamiento realiza una aplicación alterna ya que este ácido podría resecar tu piel demasiado. Una vez tu piel se acostumbre al ácido podrás aplicar el producto diariamente.  Consulta nuestro artículo sobre cremas para el acné.

 

Ir arriba